20.9 C
Comodoro Rivadavia

Bolsonaro no admitió el triunfo de Lula, pero dijo que cumplirá la Constitución.

En un discurso de menos de tres minutos, el mandatario dijo que seguirá “cumpliendo todos los mandatos de la constitución”. No habló del resultado de la segunda vuelta ni mencionó a Lula Da Silva. Tampoco condenó los cortes de rutas. “Dios, patria y familia. Nuestros sueños siguen más vivos que nunca”, expresó.

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, tras dos días de silencio luego de la derrota electoral ante Lula Da Silva, empezó su demorado discurso a Brasil con un mensaje focalizado a sus votantes. “Quiero comenzar agradeciendo a los 50 millones de brasileños que votaron por mí”, dijo el mandatario brasileño desde el Palacio de la Alvorada, en un discurso que no duró más de tres minutos.

“Nuestra representación en el Congreso da muestra de nuestra fuerza. Dios, patria y familia. Nuestros sueños siguen más vivos que nunca”, agregó.
“Siempre fui rotulado de antidemocrático, pero siempre jugué dentro de la Constitución”, manifestó el mandatario en un mensaje leído ante la prensa.

En su breve discurso, expresó que “seguiré cumpliendo todos los mandatos de la constitución”, en lo que fue el pasaje de su intervención más parecido a la aceptación de la derrota del domingo en el balotaje presidencial.

En cuanto a los cortes de rutas, no tuvo una postura clara. Bolsonaro no condenó las protestas que están causando caos en más de 200 carreteras del país, pero pidió que sean “pacíficas”, en una confusa declaraciones que pareció justificar las protestas que protagonizan sus seguidores. El mandatario dijo que esos cortes de rutas obedecen a “la indignación” que han provocado los comicios.

“Las manifestaciones pacíficas siempre son bienvenidas, pero no pueden perjudicar a la población”, afirmó.

Tras la breve alocución de 2 minutos y 33 segundos de Bolsonaro, en la cual no contestó preguntas de la prensa y se retiró rápidamente, fue aplaudido por los asistentes de su entorno y cuestionado por decenas de periodistas que formulaban preguntas mientras el mandatario se retiraba rápidamente. Bolsonaro ni miró a la prensa y volvió al interior del palacio en silencio.

En tanto, su ministro de la Casa Civil, Ciro Nogueira, tomó a continuación la palabra y fue el encargado de aclarar que el jueves comenzará la transición con el equipo del “presidente Lula”.

Cómo será la transición

Según trascendió desde la agencia Reuters, los aliados políticos de Bolsonaro, incluido su jefe de gabinete Ciro Nogueira, ya comenzaron a establecer contactos con el equipo de Lula para discutir una transición. Algunos, incluido el presidente de la cámara baja, han dicho públicamente que el gobierno debería respetar el resultado de las elecciones.
Protestas de camioneros

Los camioneros, que se han beneficiado de la reducción de los costos del diésel por parte del mandatario, constituyen un grupo electoral clave de Bolsonaro y en el pasado han perturbado la economía de Brasil con el cierre de carreteras.

El supremo tribunal de Brasil ordenó a la policía despejar decenas de cierres de rutas instalados por los partidarios del presidente para en protesta por la derrota en las elecciones, mientras el líder de extrema derecha guardaba silencio.

La Policía Federal de Caminos (PRF) dijo que los camioneros estaban bloqueando las carreteras en cientos de puntos, parcial o totalmente, como parte de protestas que extendieron a al menos 21 estados de Brasil. Agregó que otros cientos de bloqueos de rutas habían sido despejados.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Leer más

video

Sigue la polémica por la conformación del Consejo de la Magistratura

En la última sesión, Juntos por el Cambio no participó, en protesta por las maniobras a las que apela el oficialismo para incorporar al...