16.9 C
Comodoro Rivadavia

La nena hallada muerta en París habría sido atacada por traficantes de órganos

Este sábado un macabro hallazgo conmocionó París: el cuerpo de una nena de 12 años fue hallado casi descuartizado dentro de una valija en el interior del edificio donde vivía.

Por el hecho hay cuatro personas detenidas y, ahora, aseguran que podría tratarse de un posible tráfico de órganos.

La maleta fue encontrada en un barrio del distrito XIX de París, en el norte de la capital francesa, por un indigente, quien fue el que dio el aviso a la policía. La desaparición fue denunciada por su familia este viernes luego de que la menor no regresara a su casa tras haber asistido al colegio.

Tal y como recoge el diario italiano Il Corriere della Sera, la niña volvía de su colegio a casa cuando una joven de 24 años la abordó. Una cámara de vigilancia las muestra a ambos en la entrada del edificio donde vivía Lola con su hermano y sus padres, quienes trabajan como conserjes en un edificio cercano.

En las imágenes se ve a una Lola asustada. Eran las 15:20 horas del viernes y fue la última vez que se la vio con vida. Ocho horas después, su cuerpo fue hallado en una maleta de plástico en el patio del edificio. Atada de pies y manos, tenía un profundo corte en la garganta y los números ‘1’ y ‘0’ marcados en el torso. La autopsia reveló que murió por asfixia.

Cómo habría sido el secuestro de la menor

Según informaron medios internacionales, el padre de la víctima, quien trabaja como portero en el edifico donde vive la familia, pudo ver el vídeo grabado por una cámara de seguridad, donde se ve a una mujer de 20 o 30 años “de origen magrebí” -originaria del noroeste de África- intentando atraer a la menor.

La hipótesis del tráfico de órganos responde a que la mujer de 24 años fue vista el viernes por la noche arrastrando la maleta y ofreciendo “mucho dinero” a un transeúnte par ayudarla, y mencionó el tráfico de órganos. Según Il Corriere, los testigos la vieron muy desequilibrada.

“La vimos entrar sola al edificio, luego salió media hora después. Tenía una caja grande, muy pesada, pidió a todos que la ayudaran a cargarla. Debía de tener veinte años, parecía un poco loca, la cara maquillada por todas partes”, dijo de la sospechosa uno de los testigos.

Ahora la policía francesa estudia si la hipótesis del tráfico de órganos es creíble o forma parte del delirio de la detenida. Por su parte, los alumnos del colegio donde estudiaba Lola están recibiendo apoyo psicológico.

La misteriosa mujer habría conseguido que un conductor de Uber la ayudara a transportar una o dos valijas y paquetes con plásticos ensangrentados. Siguiendo esa pista, la policía descubrió este sábado a un grupo de cinco sospechosos que intentaban ocultarse en Bois-Colombes (Altos del Sena), en la periferia norte de París, quienes fueron detenidos.

De acuerdo a medios locales, la zona de París donde ocurrió el horroroso hecho es tristemente célebre por el incremento llamativo del tráfico de drogas, la instalación de inmigrantes indocumentados y como refugio ocasional de bandas especializadas en el tráfico de seres humanos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Leer más

video

Sigue la polémica por la conformación del Consejo de la Magistratura

En la última sesión, Juntos por el Cambio no participó, en protesta por las maniobras a las que apela el oficialismo para incorporar al...