15.9 C
Comodoro Rivadavia

“Lázaro Báez apostó por el país”, dijo la defensa en el alegato por la causa Vialidad

Insistió en la “inocencia” y aseguró que el empresario cercano a los Kirchner sufrió “aprietes” cuando estuvo detenido en el penal de Ezeiza.

La defensa del empresario Lázaro Báez, acusado de “asociación ilícita y partícipe primario de administración fraudulenta agravada”, afirmó este lunes que se lo acusó para “atacar” la gestión “del partido más importante de la Argentina”, calificó de “falso” que hubiera comenzado su actividad en la construcción cuando se supo que Néstor Kirchner sería presidente y señaló que la “verdadera defraudación” con la obra pública se cometió desde diciembre de 2015.

El abogado del dueño de “Austral Construcciones” anticipó que a lo largo de tres audiencias de exposición demostrará que Báez es “inocente”, que su intención fue “apostar por el país” y que los fiscales Diego Luciani y Sergio Mola tergiversaron prueba y “falsearon” declaraciones de testigos.

Esto “va a ser desenmascarado” en el alegato, sostuvo Villanueva.

Villanueva intentó refutar la acusación de que Báez pasó de ser cajero de banco y monotributista a dueño de una empresa constructora. La defensa relató que en 1974 Báez ingresó al Banco Nación como cajero, en 1986 pasó al Banco de Santa Cruz donde fue subinterventor y gerente general hasta que en 2000 se retiró y en octubre de ese año empezó en el ámbito de la construcción donde comenzó como director titular de Badial Construcciones.

“Nadie preveía en esa época que Néstor Kirchner podía ser presidente de la nación”, dijo Villanueva. La referencia es porque la acusación señaló que Báez llegó al mundo de la construcción el 8 de mayo de 2003 cuando fundó Austral Construcciones, su empresa insignia, pocos días antes que Kirchner asuma como presidente de la república.

Luego defendió las compras que Austral hizo de otras empresas constructoras de Santa Cruz. “Lázaro lo que hizo fue apostar al país, la ganancia la reinvirtió en máquinas, en obradores, en acciones en otras empresas para sumar experiencia y apostó a la Patagonia y por su gente. Llegó a ser el primer empleador privado de Santa Cruz, le dio trabajo a miles de personas durante 15 años”, sostuvo Villanueva.

La defensa del empresario Lázaro Báez, acusado de “asociación ilícita y partícipe primario de administración fraudulenta agravada”, afirmó este lunes que se lo acusó para “atacar” la gestión “del partido más importante de la Argentina”, calificó de “falso” que hubiera comenzado su actividad en la construcción cuando se supo que Néstor Kirchner sería presidente y señaló que la “verdadera defraudación” con la obra pública se cometió desde diciembre de 2015.

José López
La defensa de José López pidió la absolución en el juicio de Vialidad: “No cometió ilícitos”
”Con intención política se utilizaría a Báez como una forma de atacar la gestión del partido más importante de la República Argentina”, sostuvo el abogado Juan Villanueva, en su alegato final que inició hoy ante el Tribunal Oral Federal 2 en el marco de la llamada “causa Vialidad”, donde también está imputada la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner.

El abogado del dueño de “Austral Construcciones” anticipó que a lo largo de tres audiencias de exposición demostrará que Báez es “inocente”, que su intención fue “apostar por el país” y que los fiscales Diego Luciani y Sergio Mola tergiversaron prueba y “falsearon” declaraciones de testigos.

Esto “va a ser desenmascarado” en el alegato, sostuvo Villanueva.

”Vamos a demostrar que todo lo que hizo Báez como empresario fue legal y conveniente para el Estado nacional”, que lo que hizo fue “apostar por el país” y que sus ganancias fueron reinvertidas en la producción, agregó.

”La verdadera defraudación fue la que cometieron funcionarios públicos desde diciembre de 2015 en adelante, que echaron por tierra todo el trabajo de 12 años de democracia”, en materia de obra pública, cuestionó, en referencia implícita a la gestión de Mauricio Macri.

Además, en el caso de Báez, negó que haya sido para el 2015 un “cajero de banco” y repasó su historia profesional para asegurar que desde el 2000 se dedicaba a la construcción con otras empresas.

Para la defensa “está demostrado que Lázaro no era un empleado bancario o un “cajero”.

El empresario era gerente del Banco de Santa Cruz y fundó Austral Construcciones en abril de 2003, cuando aún no se sabía que Néstor Kirchner llegaría a la Presidencia de la Nación, remarcó.

Los fiscales “tergiversaron fechas para sostener ese cuento de la firma constituida con el objetivo de cometer delitos indeterminados y que dijeron que nació cuando ya se sabía que Néstor Kirchner iba a ser Presidente”, continuó Villanueva.

”Con intención política se utilizaría a Lázaro Báez como una forma de atacar la gestión del partido más importante de la República Argentina”, continuó el abogado ante los jueces Jorge Gorini, Andrés Basso y Rodrigo Giménez Uriburu en el debate que se realiza por videoconferencia.

Villanueva anticipó que pedirá la absolución de Báez y que, además, requerirá la apertura de una causa penal contra dos peritos que firmaron un informe sobre cinco de las 51 obras cuestionadas en Santa Cruz.

Además el letrado reiteró que Báez fue víctima de “amenazas, aprietes y extorsiones” cuando estuvo detenido en la cárcel de Ezeiza, con el fin de que aceptara declarar como imputado colaborador para involucrar a la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner en causas judiciales donde estaba imputado.
”Para nosotros fue llamativa la total ausencia de cobertura de este debate en los medios masivos de comunicación, salvo por algunos pocos periodistas. Fue llamativa porque, audiencia tras audiencia, los testigos propuestos por el Ministerio Público fiscal destrozaron la acusación”, expuso.

”Si el objetivo de este proceso era vulnerar todas las normas básicas del debido proceso, sin ninguna duda lo lograron. Esto también es un récord infame con el que va a pasar a la historia esta causa”, añadió.

El abogado sostuvo que se construyó “un relato basado en mentiras repetidas hasta el hartazgo”.

El defensor del empresario acusado de haber sido beneficiado con el 80 por ciento de la obra pública nacional en Santa Cruz en el período investigado agregó que “lo que más” llamó la atención “es haber tenido que escuchar al final del juicio a los fiscales intentado ocultar todo esto” e “ignorando de manera deliberada las cientos de evidencias que se produjeron en este juicio”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Leer más

video

Sigue la polémica por la conformación del Consejo de la Magistratura

En la última sesión, Juntos por el Cambio no participó, en protesta por las maniobras a las que apela el oficialismo para incorporar al...