11.9 C
Comodoro Rivadavia

Andrew Redmayne: el arquero héroe australiano que estuvo a punto de retirarse para trabajar en un café

Andrew Redmayne sustituyó sorpresivamente a Mathew Ryan a un minuto para el final de la prórroga, sólo para decir presente en la tanda de penales de Australia ante Perú, en el partido de Repechaje clasificatorio al Mundial de Qatar.

Con su particular estilo, para nada ortodoxo, terminó siendo clave al atajarle el penal a Alex Valera y convertirse en héroe. Redwayne hace 5 años estuvo a punto de retirarse y dedicarse a trabajar en el café de un amigo, luego de haber hecho el curso de barista.

Si bien siempre jugó de manera profesional en su país, a los 15 años tuvo la posibilidad de probarse en el Arsenal de Inglaterra. Sin embargo, los Gunners optaron por fichar al polaco Wojciech Szczesny y Redmayne perdió la chance. Así, pasó de un lado a otro en suelo oceánico (Central Coast Mariners, Brisbane Roar, Melbourne City, Western Sydney Wanderers, Sydney FC), con muy poca relevancia.

“La confianza en mí mismo entró en juego, simplemente no pensé que fuera lo suficientemente bueno, para ser honesto. Fue una etapa bastante dura de mi vida. Era económicamente viable trabajar en uno de los cafés de mi compañero y hacer la universidad durante el día y probablemente solo NPL por la noche. Estaba feliz de terminar mi tiempo en Wanderers y luego regresar a Melbourne”, contó en su momento, según cita una nota realizada por The Guardian.

En medio de un intercambio de jugadores, su llegada a Sydney significó un antes y un después, con Graham Arnold como DT (actual entrenador de Australia). Lo puso a trabajar con su mentor John Crawley (hoy también en los Canguros) y Redmayne despegó. Tomó la titularidad del equipo una vez que Danny Vukovic se marchó a Bélgica y fue clave, ya con su show en los penales, en la liga australiana de 2019 ante Perth Glory. Y tras ello, ya con Arnold como seleccionador, fue citado para defender el arco de su país. Lleva tres partidos oficiales contando el de Perú y, a los 33 años, jugará su primer Mundial.

“No me puedo llevar el crédito porque los chicos corrieron 120 minutos. Esto no es sólo de los 11 que jugamos, también es de los del banco, cuerpo técnico y los que formaron parte de este equipo. Es un juego en equipo. No merezco tener más crédito que el resto de los 27 que están acá. En la preselección sabíamos que mi cambio en los penales podía suceder y en las dos o tres semanas que estuvimos acá tuve eso en la cabeza. Estuve trabajando algunas cosas, pero es cuestión de suerte. La tarea se hizo y estoy agradecido a mis compañeros que corrieron 120 minutos. No soy un héroe, sólo cumplo mi rol como todos los hicieron esta noche, es un esfuerzo en equipo”, señaló post partido el protagonista de 194 centímetros de altura.

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Leer más