17.9 C
Comodoro Rivadavia

Francia busca el consentimiento del resto de los países de la Unión Europea para dejar de comprarle gas a Rusia

Francia quiere consensuar entre los Veintisiete una fecha para cerrar el grifo de las importaciones de gas ruso y objetivos de reducción de esa dependencia desde este año, una cuestión que estará en el centro de las discusiones de la cumbre de jefes de Estado y Gobierno que empieza este jueves en Versalles.

“Tenemos que dejar de comprar gas ruso, tenemos que fijar una fecha y empezar este año”, subrayó el secretario de Estado francés de Asuntos Europeos, Clément Beaune, en una entrevista a la emisora de radio France Inter.

Beaune afirmó que esa cuestión estará encima de la mesa en Versalles, e insistió en que “los europeos tenemos que decidir todos juntos para que haya un impacto sobre Rusia”.

Señaló que el embargo decretado por Estados Unidos a las importaciones de petróleo y gas ruso tendrán poco impacto porque en la práctica ese país compra pocos hidrocarburos procedentes de Rusia, pero si lo hacen los europeos, eso sí que pesará.

Si lo hace la UE -dijo-, “será una señal fuerte” porque “comprando el gas ruso financiamos la guerra de Vladímir Putin”.

La Comisión Europea ha propuesto un plan para disminuir en dos tercios las compras de gas ruso este año, pero para algunos Estados miembros como Alemania y ciertos del este les parece demasiado ambicioso porque su dependencia es muy elevada.

Globalmente, el gas ruso representa cerca del 40 % del que se consume en Europa, aunque ese porcentaje varía mucho. En España es únicamente el 8 %, en Francia el 20 %. Pero en Alemania representa en torno al 60 % y en Rumanía o en Finlandia el 100 %.

Preguntado sobre los bombardeos rusos en la ciudad de Mariúpol, y en particular el de un hospital materno-infantil, el secretario de Estado francés no quiso entrar en si se puede calificar de crimen de guerra -”ya veremos”-. Habló de “masacres” y dijo que por eso se está poniendo “la máxima presión” para conseguir un alto el fuego.

A ese respecto, señaló que hay que poner esperanzas en las conversaciones entre los ministros de Exteriores de Ucrania y Rusia que van a desarrollarse en Turquía, sin ser “ingenuos”.

El portavoz del Gobierno francés, Gabriel Attal, fue más contundente en la condena del ataque contra el hospital materno-infantil de Mariúpol al denunciar ataques “inhumanos y cobardes” porque los objetivos eran “mujeres, niños, sanitarios”.

”Es incalificable y pedimos de nuevo un cese el fuego”, afirmó Attal en otra entrevista a la emisora RTL.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Leer más

Masacre de Napalpí: se inició el juicio por la verdad

El mundo mira al Chaco por investigar por primera vez un crimen de lesa humanidad contra los pueblos indígenas. Con la sacralidad que el hecho...