En caso de adopción de menores de edad, el tiempo que se reconocerá como aporte por parte de la adoptante será de dos años, a los cuales se les agregará otro año adicional si este niño o niña que sumó a su familia tiene alguna “discapacidad”.

Por otra parte, aquellas personas que hayan accedido a la Asignación Universal por Hijo para Protección Social por el período de, al menos, 12 meses continuos o discontinuos, podrán computar, además, otros 2 años adicionales de servicio por cada uno de ellos.

Desde Anses se informó que los turnos estarán disponibles a partir del 1 de agosto y que la atención será únicamente con turno previo, DNI y las partidas de nacimiento de las hijas y/o hijos.

En otro articulo que se suma a la ley de jubilaciones, también decretaron que “el período correspondiente a la licencia por maternidad establecida por las leyes de alcance nacional y Convenios Colectivos de Trabajo respectivos”, será tenido en cuenta para calcular “las Prestaciones de Retiro Transitorio por Invalidez o de la Pensión por Fallecimiento del afiliado o de la afiliada en actividad”.

No obstante, “los plazos de licencia por maternidad y de estado de excedencia se computarán” para todos los regímenes previsionales que da la Anses, solamente cuando se verifique “que la mujer y/o persona gestante haya retornado a la misma actividad que realizaba” antes, una vez que finalizó el correspondiente permiso.

De lo contrario, si la trabajadora no volvió a su puesto o lo hizo en uno distinto, “los servicios se computarán como del régimen general”. El programa reconocerá “períodos de aportes por tareas de cuidado” y permitirá contabilizar como aportado, a modo de regla general, un año por cada hijo.