25 C
Comodoro Rivadavia

Lagomarsino en la mira: la justicia investiga sus vínculos con el espionaje

Con nueva evidencia, los investigadores ahora apuntan a las posibles vinculaciones de Lagomarsino con los servicios de inteligencia y el mundo del espionaje que tuvo un rol muy activo en los días previos y las horas posteriores a la muerte de Nisman, según quedó registrado en el expediente.

Las sospechas del juez Julián Ercolini y el fiscal Eduardo Taiano para vincular a Lagomarsino con la ex SIDE surgen de un peritaje que se realizó sobre más de 200 equipos electrónicos que fueron secuestrados durante la investigación. Allí hay teléfonos, computadoras, discos rígidos y tabletas entre otros equipos que se estudiaron. Varios de ellos pertenecían al técnico informático que trabajaba para Nisman, aunque también hay equipos de los ex custodios del fiscal, entre otros.

El informe sobre el estudio de esos aparatos electrónicos tiene más de 2.000 páginas. De allí surge que en discos compactos que pertenecían a Lagomarsino los peritos que los analizaron encontraron información sobre “grabaciones telefónicas en causas penales, puntualmente en la causa de Ciro James por escuchas”, explicaron fuentes judiciales.

La causa del espía Ciro James había complicado al ex presidente Mauricio Macri cuando era jefe de Gobierno de la Ciudad. Lo vincularon a una red de supuesto espionaje ilegal. Fue procesado, pero luego lo sobreseyeron cuando asumió como presidente.

En otro disco figuraban dos informes que estaban relacionados con la denuncia que había hecho Nisman contra Cristina Kirchner por el pacto con Irán. Para los investigadores lo llamativo es que estos archivos fueron ejecutados por última vez el 11 y 12 de enero de 2015, es decir, entre dos y tres días antes de que la denuncia fuera presentada en la Justicia.

Lagomarsino, como técnico informático, tenía acceso a los dispositivos de Nisman. De hecho, la Justicia detectó que la computadora del fiscal tenía un acceso remoto desde donde accedía Lagomarsino. Se supone que para resolverle problemas técnicos y por eso ordenaron un entrecruzamiento entre ambas máquinas.

Del teléfono del informático también surge que fue él quien inició el contacto con Nisman el sábado 17 de enero antes de que arrancará el diálogo en el que el fiscal le pide el arma. Esa información que está en la causa se corroboró del análisis del WhatsApp. Lagomarsino lo niega y dice que fue al revés: que Nisman lo contactó. Además, en el teléfono del técnico procesado como partícipe necesario de la muerte del fiscal aparecen fotografías obtenidas en la UFI AMIA con un pizarrón en el que se ven líneas investigativas del expediente.

Los entrecruzamientos de llamados telefónicos encargados por la Justicia hurgan en los nexos de Lagomarsino con los servicios de inteligencia.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Leer más

Imputados por corrupción propusieron devolver dinero en cuotas

Los fiscales del juicio por la ‘emergencia climática’ se opusieron al pedido de suspensión de juicio a prueba a varios imputados que ofrecieron reparar...