El secretario de Energía estadounidense, Rick Perry aseguró que el régimen persa busca dañar el mercado energético, y anunció que el presidente Donald Trump autorizó a la reserva estratégica de petróleo que facilite crudo si es preciso.

El Gobierno de Estados Unidos acusó este lunes a Irán de haber perpetrado “un ataque deliberado a la economía mundial”, en referencia a las explosiones registradas el pasado sábado en dos refinerías de petróleo en Arabia Saudí.

“Quiero reiterar que Estados Unidos condena totalmente el ataque de Irán al reino de Arabia Saudí, y pedimos a otras naciones que hagan lo mismo. Este comportamiento es inaceptable y tienen que responder por ello”, denunció el secretario de Energía estadounidense, Rick Perry, en Viena.

Perry aseguró que se trató de un “ataque deliberado” a la economía mundial y al mercado energético, y anunció que el presidente estadounidense, Donald Trump, autorizó a la reserva estratégica de petróleo que facilite crudo si es preciso, ante el corte de producción que causó el ataque con drones a esas instalaciones.

“Pese a los malignos esfuerzos de Irán, tenemos confianza en que el mercado sea resistente y responderá positivamente”, señaló, en relación a los efectos sobre el suministro y el precio que puede tener el daño sufrido por esas refinerías.

Perry intervino ayer ante la Conferencia General del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), que se celebra en Viena esta semana y en la que, entre otros asuntos, se tratará el conflictivo programa atómico de Irán.

Al respecto, Perry trasladó un mensaje de Trump diciendo que EEUU seguirá aplicando la “máxima presión” sobre las “amenazas” que suponen tanto el programa nuclear de Corea del Norte como de Irán.

El secretario de Energía reclamó que la comunidad internacional insista en que Teherán abandone sus “ambiciones nucleares y ponga fin a su comportamiento maligno”.
Irán incumplió en los últimos meses varios aspectos del acuerdo nuclear cerrado en 2015, por el que, a cambio del levantamiento de sanciones, se avino a limitar su programa atómico para mostrar que no tenía ni la capacidad ni la voluntad de desarrollar armas atómicas.

Irán insistió ante el OIEA de que esos incumplimientos fueron la respuesta a la salida el pasado año de EE. UU. del acuerdo y a la imposición de nuevas sanciones a su economía, especialmente a sus exportaciones de petróleo.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Leer más